La calculadora HP-12C es una calculadora financiera devenida a estándar de facto, es decir, sus cualidades operativas y de diseño se han convertido en norma en las herramientas de su tipo. El grupo bancario Goldman Sachs la reparte, de forma casi ritual, a los nuevos integrantes de su clase de analistas y asociados. Y para la prueba de la Chartered Financial Analyst, la HP-12C es una de las tres únicas herramientas admitidas.

Calculadora HP 12C: Clasica Calculadora Financiera

Y aunque el tiempo ha intentado pasarle la factura a esta calculadora financiera, ni siquiera modelos más avanzados, quince veces más rápidos, que muestran cuatro veces más información en pantalla, capaces de realizar impresiones vía infrarroja en pequeñas impresoras y que cuentan con múltiples menúes, han podido desplazar a la clásica HP-12C. ¿Cuál es el negocio?

La primera impresión que deja la HP-12C por su diseño es la de eficiencia y elegancia. Al empezar a pulsar sus botones notaremos su carácter intuitivo y la amicalidad con la que devela funciones financieras básicas y complejas, doce en total. Estadísticas, bono, depreciaciones, cálculo de fechas, amortizaciones, etc…

Operaciones a la izquierda, dígitos a la derecha, un puro sistema RPN. Todo es claro. (Se considera un acierto que prescinda de funciones algebraicas complejas)

Calculadora HP 12C: Clasica Calculadora Financiera

Y es que aunque el mundo de los negocios sea veloz, los hombres que habitan en él son conservadores. Íntimamente le dan más crédito a la palabra que a lo escrito y la fama de la HP-12C hace tiempo corre boca en boca. Además le deben fidelidad pues constituye parte del “look” de un hombre de negocios, diferenciándose de las máquinas baratas.

Por si fuera poco la resistente fabricación de esta calculadora pasó una de las pruebas más extrañas que le podía poner la naturaleza. Usada por un guardián del zoológico que la extravió, llegó a ser consumida por un hipopótamo… Superando el tracto digestivo del animal y después de ser lavada, la HP-12C seguía funcionando.