La contaminación del agua también conocida como contaminación hídrica se debe a cualquier cambio químico, físico o biológico en la calidad del agua. El agua está contaminada cuando su composición se ha alterado de modo que no reúne las condiciones necesarias para ser utilizada beneficiosamente para su consumo. Se trata de un problema grave que amenaza la salud humana, los ecosistemas así como la flora y la fauna.

Contaminación del Agua: Definición, Causas, Consecuencias y Soluciones

Causas

La contaminación del agua es generalmente provocada por el ser humano, aunque también puede provenir de fuentes naturales como la ceniza de un volcán.

Entre los principales contaminantes del agua encontramos a la basura, los desechos químicos industriales, las aguas residuales, los agentes patógenos, los productos químicos, el petróleo, los minerales inorgánicos, los sedimentos, las sustancias radioactivas, las aguas servidas y desagües y los relaves mineros.

Efectos y Consecuencias

Los efectos del agua contaminada pueden producir transmisión de enfermedades; la muerte de peces, animales y plantas acuáticas; destrucción de ecosistemas; interrupción de la cadena alimentaria; y lluvia ácida.

Soluciones

Existen una serie de posibles soluciones a la contaminación del agua. Entre ellas podemos mencionar a la reivindicación industrial, es decir, que las fábricas empiecen a limpiar sus desperdicios dejando el entorno limpio.

También se debe tomar en cuenta a los medios de transporte fluviales y marítimos. Éstos deben optar por encontrar alternativas al uso de combustibles fósiles.

En el ámbito agrícola, se deben dejar de utilizar fertilizantes, pesticidas, entre otros contaminantes.